Silvina Mosquera - Carmen Montolio

Calle Arcadio Balaguer, 50, 1º1ª
08860 Castelldefels (Barcelona)
Tfn. 607352154 - 677437184

Arteterapia como estructurante para la adolescencia

Arteterapia como estructurante para la adolescencia.

“El arte intenta generar orden a partir del caos, no sólo el caos del mundo, sino el caos de nuestras propias sensaciones, sentimientos y de nuestras propias carencias cromáticas.” (Kakutani, citado en Díez, 2006, pág. 149)
El objeto artístico es una forma de inscribirse, decirse y significarse. (Díez, 2006) Los adolescentes a veces sufren de ansiedad y de vacio, la hoja en blanco genera esa sensación de vacío, de no ser.
Los altos niveles de ansiedad en la adolescencia, en ocasiones se pueden manifestar en ataques de rabia, malestar, problemas de conducta o de drogadiccion entre otras. La mayoría de veces el objetivo del terapeuta es bajar los niveles de ansiedad (Waller, 1993) y darle herramientas para poderse sostener y estructurar. 
Los adolescentes que tienen una un diagnóstico clínico de psicosis o trastorno límite de la personalidad, no tienen esa base sólida que a modo de estructuración les permite volver a un punto de anudamiento. (Becher, 2015) La sensación de caos a veces los lleva a perderse a un lugar en donde no hay retorno. Fiorini (2004) habla de la incertidumbre de dejarse llevar al caos del proceso creativo pero en ocasiones dejarse llevar no es posible cuando ya existe una estructuración psíquica que no les permite sostenerse.
Sería de alguna manera una especie de telaraña sin centro, un entretejido que no tiene un punto común de encuentro. Riley (1999) dice que con el colectivo adolescente “Es mejor dar claras directrices que no sumen a lo confuso de sus procesos de pensamiento y encaminarlos a metas realistas y pragmáticas”. (Riley, 1999, pág. 1001)
Acompañarles durante el proceso creativo es también importante ya que es durante este momento en donde a veces pueden perderse si no se les ayuda a estar en el aquí y ahora. Poder entrar en el proceso creativo a veces no es fácil y otras veces la función del arteterapeuta como la de los demás profesionales es guiarles para que sí puedan hacerlo. Podemos comparar el proceso creativo con el poder jugar, el poder desplegar nuestro mundo interno de una manera segura.
“Cuando el juego no es posible, la tarea del terapeuta se orienta a llevar al paciente de un estado en el que no puede jugar, a otro en el que si le sea posible hacerlo”. (Winnicott, 1971, pág. 79)
Es el caso de muchos usuarios que necesitan que se les guíe durante el proceso para poder construir algo. Maleval, (2002) habla sobre “la angustia que se apodera de ciertos sujetos psicóticos cuando la situación les exige sostener su opinión o asumir responsabilidades”.
No es extraño que en algunas ocasiones ellos mismos manifiesten esa necesidad de escuchar la consigna, negarles esa posibilidad se traduce claramente en un estado de ansiedad muchas veces visible, ya que rápidamente se crea un ambiente alrededor de los jóvenes en el que se ve cómo la angustia a veces transformada en rabia, en alucinaciones auditivas, o en ocasiones en un pasaje al acto.
Referencias bibliográficas :
Becher, M. (2015). Introducción al psicoanálisis. Introducción al psicoanálisis. Castelldefels.
Díez, M. L. (2006). Arteterapia, conocimiento interior a través de la expresión artística. Madrid: Tutor.
Fiorini, H. (2004). El psiquismo creador. España: Agruparte.
Riley, S. (1999). Contemporary Art Therapy with Adolescents. London: Jessica Kingsley.
Waller, D. (1993). Group interactive art therapy. London: Routledge. 
Winnicott, d. (1971). realidad y juego. gedisa. 
 

Carolina Bortheiry

Arteterapeuta FEAPA
Psicoterapia por el arte
Socia Titular ATE n°Col.169